Sé de cosas que cuento

Sé de cosas que se cuentan en Otoño.

Que sí, que ya pasó. ¿Lo habéis notado? Lluvia, tráfico en las calles, melancolía en las caras. Se acabó otro verano, otro más que nos echamos a la espalda y a la memoria. Y es que es el momento de retomar de nuevo la rutina, el café de las 8 y el nórdico. Se acabó lo de dejarse secuestrar por las sábanas sin el más mínimo remordimiento de conciencia. Ya vuelve a sonar la alarma del móvil y no la última canción del verano.

VOCES. NOVIEMBRE DULCE

Volvemos a casa, y volvemos para todo. Se acabó eso de buscar la fiesta en otros pueblos y ciudades, ahora la tenemos cerquita. No hay mal que por bien no venga. Se acabó eso de conocer a nueva gente, volvemos con los de siempre. Se acabó la sidra en las noches de verano, ahora nos dedicaremos en cuerpo y alma a las “noches de vinos y lo que surja”.

Guardad las sandalias, las chanclas y la minifalda, y desenfundad los botines, los vaqueros y las bufandas que comienza una guerra nueva. Otro curso. Olvidad ya el amor de verano, caducó. Triunfad con el de otoño, porque si la primavera la sangre altera, el otoño no deja indiferente a nadie. Los amores en noches frías son mejores. Y si llueve podéis pasaros de peliculeros pero…¿qué perdéis?

loveactually

Es la vuelta al cole de los niños, al trabajo de los mayores y a la ciudad de los abuelos. Los parques se han quedado vacíos, no hay niños tirándose globos de agua; han dejado paso a los amores de instituto que intentan, en ese mismo parque, alargar la hora del recreo.

UN PASEO PARA RECORDAR3

Y que nadie se haga el remolón, por favor. Que nos lo han advertido desde mediados de agosto “volver a empezar otra vez…”; aún los grandes almacenes no se han dado cuenta de que no empezamos nada, que sólo retomamos. Y retomando, retomando nos encontramos con relaciones perdidas ante el calor del verano, con metas que dejamos a un lado por un día de playa, con nuestra manta de Ikea favorita (el mejor encuentro, sin duda alguna), con el olor a castañas y dentro de poco con el catálogo de juguetes para Reyes.

Ya no es el momento de pensar en viajes, ahora todos contamos los días que faltan para el próximo puente. Ahora le damos más importancia a la mínima escapada de la rutina que podamos hacer, y no como en verano que es un ajetreo constante.

Marcaros una Nochevieja hoy, si se celebra la primera noche del verano y la última del año ¿por qué no celebramos la de hoy? Coged papel y boli, hagamos una lista de propósitos de curso nuevo.

No le quitéis importancia al otoño. Por favor. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s